Chile será parte de iniciativa mundial para estudiar el clima en Antártica

16 mayo 2018, 09:05 hrs
Punta Arenas. 16 mayo 2018.  Radiosondas y globos meteorológicos serán lanzados en la Península Antártica a partir de noviembre de este año hasta marzo del 2019, para caracterizar la variabilidad de la humedad a diferentes altitudes. Estas son las algunas de las contribuciones de Chile al proyecto de alcance mundial “Año de la Predicción Polar” (o “Year of Polar Prediction”, YOPP), según detalló el líder del equipo de investigación antártico de la Universidad de Santiago, Dr. Raúl Cordero, en una actividad organizada por Imagen de Chile.
 
YOPP es una iniciativa patrocinada por la Organización Meteorológica Mundial (WMO son sus siglas en inglés) que involucra decenas de países con el objetivo de estudiar la atmósfera de ambos polos. Se espera que las mediciones que este proyecto genere ayuden a mejorar los pronósticos meteorológicos y además permitan entender mejor la interacción entre estas zonas, las latitudes tropicales y ecuatoriales, en la definición del clima global.  
 
De acuerdo al Dr. Cordero, caracterizar la climatología antártica es relevante porque es una zona especialmente afectada por el calentamiento global y el agujero de ozono. “En las últimas décadas, anomalías en la atmósfera antártica han inducido en todo el hemisferio sur modificaciones significativas en los patrones de vientos, nubosidad y precipitaciones. Estos cambios han afectado significativamente a Chile, por lo que su predicción futura requiere una mejor caracterización y comprensión”, explicó.
 
En el marco de la iniciativa, también se contempla el uso de un sistema de detección remota basado en un láser visible (LIDAR) para monitorear la nubosidad y, en particular, para determinar el contenido de hielo en las nubes. Las mediciones se realizarán en una plataforma científica de la Universidad de Santiago, anexa a la base Escudero del Instituto Antártico Chileno, ubicada en la isla Rey Jorge, Península Antártica.
 
En este proyecto tienen un destacado rol la Dirección Meteorológica de Chile, que pondrá en marcha un modelo de predicción regional para la Península Antártica y sus alrededores; y el Instituto Antártico Chileno, que proporcionará la infraestructura y apoyo logístico necesario para llevar a cabo los controles. 
 
Marcelo Leppe, director del Instituto Antártico Chileno (INACH), destacó la importancia de realizar estudios en la Antártica, “un lugar que muchos ven lejano, pero que influye en el resto del planeta en formas que estamos comprendiendo cada vez con mayor precisión. Existen teleconexiones sorprendentes, como las que está descubriendo el grupo del Dr. Cordero y que se suman a otras que ya conocíamos, como la relación de la corriente marina circumpolar con la productividad de los mares chilenos y la aridez de la región de Antofagasta”.
 
Myriam Gómez, directora ejecutiva de Imagen de Chile, resaltó que “nuestra nación se está posicionando internacionalmente gracias a este tipo de investigaciones, que son un real aporte para los problemas que hoy enfrenta la sociedad. De este modo, nos proyectamos como un polo de innovación científica y tecnológica, donde profesionales altamente calificados protagonizan la búsqueda de soluciones a desafíos globales. Esto, sin duda, impacta favorablemente nuestra imagen país”.
 

Compartir